Tarta Red Velvet nueva versión!!




Hola!!

Lo sé, lo sé, lo sé.....ha pasado muuuuucho tiempo, y  lo siento :( pero aquí estoy…, intentaré ir publicando recetas, porque, como os imaginaréis, no he dejado la cocina en ningún momento. Sigo aprendiendo nuevas recetas y sabores. Tengo que sacar tiempo (lo conseguiré)  para poder subirlas al blog.

Muchas gracias a la gente que me ha animado a volver a publicar, a las personas que siguen haciendo alguna de mis recetas, a las que me preguntan y me piden consejo.  Sois las que me animáis. Muackssss!!

Qué mejor forma de empezar que con una tarta Red Velvet??

¿Hay algo más rico que el sabor de una tarta Red Velvet? uffff, yo creo que no, jejeje.

Tengo una receta publicada anteriormente, pero en esta perfeccioné algunas cosillas y aunque las fotos no son buenas, la tarta quedó muy chula, así que me apetecía compartirla.


Para el horneado utilicé: 3 moldes de 20 cm/8

Ingredientes para los bizcochos:

Buttermilk: Echar 15 ml del zumo de un limón en 250 ml de leche desnatada o semi. Remover bien y dejar reposar 10-15 minutos. Está hecho cuando veamos que está como cortado. Unos 15-20 minutos.




90 g de aceite de oliva suave
35 g de mantequilla temperatura ambiente
275 g de azúcar blanquilla
2 huevos XL
280 g de harina floja (repostería)
15 g cacao puro en polvo
1 cucharadita de levadura química (tipo Royal)
1 cucharadita de bicarbonato sódico
1/4 cucharadita de sal
240 ml de buttermilk (hecho 15 minutos antes)
2-3 cucharadas de colorante rojo-rojo en pasta
1 cucharadita de vinagre de manzana
1 cucharadita de vainilla en pasta

Procedimiento:

Pre-calentar el horno a 180º.

Tamizar juntos, harina, cacao, levadura, bicarbonato y sal. Reservar.

Por otra parte, mezclar, buttermilk, colorante rojo, extracto de vainilla y vinagre. Reservar.




Batir los huevos con el azúcar hasta doblar el volumen (unos 5 minutos) a velocidad media.

Añadir la mantequilla, batir unos minutos hasta que se integre.

Incorporar el aceite, poco a poco.

Echar la mitad de los ingredientes secos. Batir hasta integrar.

Una vez integrado, añadimos la mezcla reservada (buttermilk, colorante, vainilla y vinagre).

Acabamos incorporando la otra mitad de los ingredientes secos. Batir hasta integrar (no batir en exceso, solo para integrar).



Engrasar los moldes.
Pesar la masa y dividir entre tres. Echar la cantidad que corresponda a cada molde. Hornear a 180º calor arriba y abajo, 15-18 minutos. 
Comprobar que nuestros bizcochos estén cuajados y sacar. Dejar templar.
Des-moldar y dejar enfriar sobre una rejilla 15-20 minutos o hasta que podamos manejarlos sin peligro de romperse. 


Cuando tengamos los tres bizcochos fríos, nivelamos cortando los bultos que tengan del horneado. Los envolvemos individualmente en papel film y los dejamos reposar en la nevera durante toda la noche. Así estarán más compactos y nos será más fácil trabajar con ellos.
-         
     Hacemos el almíbar: 
Ingredientes:
100 ml de agua
100 ml de azúcar blanquilla
1 cucharadita de pasta de vainilla
Procedimiento:
Calentamos en un cazo el agua junto al azúcar. Dejar hervir unos 5 minutos. Pasado este tiempo añadir una cucharadita de vainilla. Remover y retirar del fuego. Dejar enfriar y listo para usar. 
*Suelo usarlo a baja temperatura, de lo contrario la crema o en este caso el frosting se nos bajaría.
-         
     Hacemos el frosting de queso:
Ingredientes:
400 gr. de queso Philadelphia muy frío 
125 gr. mantequilla en pomada
350 gr. de azúcar glas
1 cucharadita de vainilla en pasta
Procedimiento:
Poner en la batidora, la mantequilla y el azúcar. Batir a velocidad alta unos 5 minutos o hasta que veamos que se han integrado y no tiene grumos.
Añadir el queso crema y la vainilla en pasta. Batir otros 5 minutos. Comprobar que no queden grumos. Si es así, batir unos minutos más.
* Si notamos que no está muy compacta. Introducirla en el frigo un par de horas o el tiempo que estimemos necesario. Cuando vayamos a montar la tarta, sacar y volver a batir unos minutos.

 

Para formar la tarta:

Disponer un bizcocho, echar almíbar al gusto, untar una capa de frsoting de queso. Hacer lo mismo con los otros dos bizcochos y acabar con una capa de crema.

Dejar enfriar un par de horas como mínimo, sacar y dar otra capa de crema.
Y lista.....
 

Las miguitas de encima las hice con los recortes de los bizcochos, frotando con la parte trasera de un colador  ^_^
Para darle una forma espiral, me ayudé de la parte trasera de una cuchara.


Consejos:
- Los ingredientes, excepto cuando ponga lo contrario, deben estar a temperatura ambiente. Esto significa que tienes que sacarlos de la nevera unas horas antes, el tiempo, siempre dependerá del calor que tengamos en nuestra cocina. Tampoco interesa en el caso de la mantequilla que esté derretida, el punto lo podremos averiguar presionando con el dedo y notando que éste se hunde. Coger bien el punto de temperatura de los alimentos es imprescindible en repostería. 
- La temperatura de horno que os pongo, es la de mí horno,  pero ya se sabe, cada horno es un mundo. Cada uno debemos conocer el nuestro. Meter la masa cuando haya alcanzado la temperatura, no antes. No abrir el horno hasta que haya pasado el tiempo de horneado. En el caso de éstos bizcochos son de 15 a 18 minutos, es un tiempo corto porque son muy bajos y rápido suben. En mi horno no entran los tres a la vez, primero horneo dos y después el tercero.
- Este frosting es de los más ricos que he hecho, encima monta muy bien, y como he puesto, si ves que baja, lo dejas enfriar en el frigo unas horas, después lo bates un poco y verás que bien queda.
- El queso crema he puesto Philadelphia porque en sabor y textura es el que más me gusta (no me dan comisión por ello, jeje), pero puedes usar el que prefieras.

Bueno espero la hagáis y la disfrutéis!!


Abrigarse que la ola de frío polar está cerca ☃☃☃☃.

Mil gracias por seguirme...... MUACKSSSSSSSS y HASTA PRONTO!!!!!!

Besotes.

Ana.
Hand made.

Comentarios

Entradas populares